Solomillo de cerdo en salsa de naranja y soja con puré de coliflor y zanahoria

Actualizado: mar 1

Aquí tenéis dos recetas que se pueden convertir en un básico de vuestra cocina. Son fáciles de hacer, se conversan 1 semana en la nevera y son aptos para congelar. Me encanta el solomillo de cerdo por su versatilidad, podéis hacerlo con diferentes salsas para no comer siempre lo mismo.

INGREDIENTES

Para el solomillo:

  • 1 solomillo de cerdo

  • 10 cucharadas soperas de salsa soja

  • Zumo y la ralladura de una naranja

  • 1 diente de ajo

  • 1 trozo de jengibre fresco del tamaño de 1 ajo (opcional)

  • Agua hasta cubrir

  • Sal

Para el puré:

  • 450 g de ramilletes de coliflor

  • 150 g de zanahoria en rodajas

  • 50 g de aceite de oliva virgen extra

  • 4 ajos medianos

  • Sal al gusto

  • un poco de agua o leche para aligerar su textura


INSTRUCCIONES

Para el solomillo:

  1. Colocamos el solomillo con el resto de ingredientes en un recipiente apto para horno. Dejamos macerar durante 1 hora en la nevera.

  2. Pasado el tiempo, hornear el solomillo con la mitad del marinado durante 10 min a 180º.

  3. Pasados los 10 min. apagamos el horno y dejamos dentro el solomillo 5 min.

  4. Retiramos el solomillo del horno y cocinamos en una olla o cazo el marinado durante 10 min para que reduzca.

Para el puré:

  1. Cocemos la coliflor y la zanahoria en abundante agua durante 30 min o hasta que este blandito.

  2. Doramos los ajos picados en una sartén con aceite.

  3. Trituramos los ajos, las verduras cocinas, con un poco de leche o agua hasta conseguir textura de puré. Salpimentamos al gusto.

Para el puré con thermomix:

  1. Ponemos en el vaso 500 g de agua salada.

  2. Ponemos los ramilletes de coliflor y la zanahoria en el recipiente varoma, tapamos y colocamos el varoma encima del vaso (sin cubilete). Programamos 30 minutos, temperatura varoma, velocidad 2.

  3. Comprobamos la textura de la verdura, que esté tierna, si no es así ponemos unos minutos más.

  4. Retiramos el agua del vaso y ponemos (sin lavar el vaso) los ajos y el aceite. Trituramos 10 segundos, velocidad 5. Bajamos los restos de tapa y paredes y programamos 7-10 minutos, temperatura 120º, velocidad cuchara. Comprobamos que estén doraditos los ajos, si no es así ponemos unos segundos más.

  5. Añadimos la coliflor y la zanahoria reservada, un poco de sal al gusto y trituramos 1 minuto, velocidad 6.

  6. La textura es densa, así que si preferís algo más ligero podéis añadir un chorrito de leche o agua y volver a programar unos segundos a velocidad 7.